Entre el 17 y 19 de Abril se realizó el V Congreso Internacional en Conservación Preventiva e Interventiva en Museos, Archivos y Bibliotecas, en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, donde participó con su experiencia el equipo que viene trabajando sobre la conservación preventiva del diario Córdoba.

EQUIPO COMPLETO

Apertura de las Jornadas en el Salón Dorado de la Legislatura porteña.

 Por Myriam Mohaded

El desafío era estar, y eso es lo que vivenciaron las compañeras de este grupo interdisciplinario. Más allá de las normas internacionales que regulan la actividad en torno a la conservación preventiva de papel, éstas instancias siempre son auspiciosas para compartir nuevos/otros criterios en cuanto a innovaciones tecnológicas, tomar contacto con otros profesionales, contar la propia experiencia y conocer las tendencias actuales.

Para Cristina Fuentes, coordinadora del equipo de trabajo, “hubo algunas novedades en cuanto a la conservación preventiva y experiencias atrapantes como por ejemplo la conservación de textiles traídos por profesionales mexicanos. Por otro lado, por ejemplo, también estuvo la experiencia española, a cargo de Gemma Zamorano, Subdirectora de Conservación, Restauración e Investigación del Instituto Valenciano quien contó sobre la propia gestión que se realiza para la búsqueda de fondos, la importancia del trabajar en red como experiencias que tienen un denominador común: la falta de presupuesto a los fines de conservación patrimonial”.

Por otra parte, para Fuentes también el tema de la salud laboral fue una arista destacada, “puesto que si bien uno conoce las normas, se hizo hincapié en el tema sobre las medidas preventivas  de quienes trabajan con archivos por las implicancias de estar en permanente contacto materiales contaminados, enfermos. Hay aspectos, pautas de trabajo que nos implica reconsiderar lo que venimos realizando ya que tomar contacto con los ejemplos y la información es siempre un llamado de atención y ayuda a concientizarnos, principalmente,  sobre los riesgos que implica esta actividad”.

Las jornadas estuvieron organizadas por el Museo Histórico Nacional Cabildo, donde hubo más de veinte charlas y talleres que se dieron con los especialistas idóneos en la materia a nivel internacional.

 “Vamos por el buen camino”

naturalezamuerta

Actividad de conservación en la Biblioteca de la Legislatura.

Para el equipo de restauración del Córdoba una de las evaluaciones principales en torno al trabajo que se viene haciendo es realizar una investigación referida al papel, las tintas, su diagramación, impresión y soporte que contiene la información.

“Participar fue significativo puesto que en relación al trabajo que venimos realizando, las jornadas nos dieron la pauta de que estamos en buen rumbo en cuanto a expectativas, aspectos metodológicos, materiales y modos de trabajo. Si bien es cierto que carecemos de algunas herramientas de más alta tecnología que  económicamente no son muy accesibles, confiamos que de apoco nos iremos equipando. Lo importante es que estamos bien ubicadas respecto a la necesidad e importancia de esas herramientas.  Es decir, aggiornadas en la información y a la práctica en sí, afirma Caridad Romero, integrante del equipo.

Para Romero, “las pautas que se exponen son las que conocemos, pero el intercambiar y ver cómo se vienen trabajando otras experiencias de personas que están en la conservación internacional que son coincidentes, nos afianza más aún en nuestro quehacer, un poco desplazando esas expectativas que una tiene de creer que hay nuevas cosas y se está lejos de eso”.

Según Jessica Bechero, otra participante del grupo, “desde lo archivístico resultó muy positivo puesto que se  puso énfasis en las cuestiones técnicas y, en relación a la conservación es llamativo como se da la necesidad de trabajar de manera interdisciplinaria para llegar a lo mejor. Es notorio el esfuerzo de trabajo que se da entre quienes son dueños de los documentos y los equipos de conservacionistas para llegar a los mejores resultados. En este sentido, la tendencia creciente desde los museos y archivos es mantener el documento en el mejor estado evitando que el mismo se deteriore y no cuando  ya está dañado”.

Para el grupo de trabajo, las charlas más destacadas fueron: “Contaminantes microbiológicos en depósitos de colecciones; biodeterioro y consecuencias en la salud de conservadores y restauradores” por  Yerko Quitral (Chile); “Los tres pilares del patrimonio, conservar, restaurar e investigar”, por Gemma Contreras Zamorano (España),“Consideraciones para la exposición de indumentaria y accesorios. Conservación y preparación de la obra textil” de Renato Camarillo Duke (México); “Retos y tendencias en la conservación digital”, a cargo de Fernando Ossorio Alarcón (México); “Proyecto de capacitación del personal de mantenimiento de servicios históricos de edificios históricos y patrimoniales”, a cargo de  María Pía Tamborini, Giselle Canosa y Alba Pereyra (Argentina)

El equipo de conservación preventiva del diario córdoba, trabajó arduamente para poder asistir a las jornadas, incluso con la realización de una Peña Solidaria. También el grupo recibió el apoyo de la legisladora Ilda Bustos, ex trabajadora del Córdoba y Secretaria General de la Unión Obrera Gráfica (UOG) quien colaboró con los pasajes de las compañeras.

EN LA LEGISLATURA

En el recinto de la Legislatura, ámbito en donde se realizaron las jornadas.

Fotografía: gentileza del equipo de trabajo.